Ganar o decir adiós

El tropiezo en Málaga y el descalabro en Turín han puesto al Barcelona en una posición inaudita, después de recuperar el trono liguero antes de la gran cita ante el PSG hace más de un mes y el 6-1 que acabó endosándole al equipo de Unai, el Barça creía ciegamente en la posibilidad de un nuevo triplete, pero las cosas han cambiado de manera radical tras las derrotas en La Rosaleda y en Italia.

Parece que este Barcelona no quiere ganar nada. No se sabe si es Luis Enrique, el esquema que plantea en cada partido, Mathieu, Andre Gomes… no se sabe qué es lo que pasa, pero cuando el equipo catalán tiene la oportunidad de dar un golpe sobre la mesa, recibe un revés y acaba plantando los pies en la tierra.

Ya queda lejos ese maravilloso 5-0 al Celta en el Camp Nou, con un Messi imperial, la victoria balsámica en el Calderón donde se impuso por primera vez el 3-4-3 o el éxtasis vivido ante el PSG en la gran noche mágica europea que se recuerda. Aquello no sirve si el Barcelona no consigue una victoria ante la Real Sociedad que le mantenga con opciones de ganar el título el próximo fin de semana ante el Madrid en el Bernabéu.

Tampoco sirve esa gran noche europea si el equipo de Luis Enrique no es capaz de remontar, una vez más, el miércoles ante la Juventus. La dificultad es máxima, pero el esfuerzo de partidos anteriores quedaría en vano si en tres o cuatros partidos el Barcelona lo echa todo a perder.

Ante la Real y en el Clásico la ausencia de Neymar es casi segura. No habrá rebaja, salvo sorpresa, y el brasileño, que estaba siendo el mejor hasta la expulsión en La Rosaleda, solo estará disponible para el crucial choque de Champions. Ante los vascos sí estarán los otros dos integrantes de la MSN: Suárez y Messi. De ambos depende mucho el porvenir de un equipo que ha perdido su identidad en los últimos dos encuentros.

Como en todas las alineaciones de Luis Enrique, siempre hay dudas que resolver antes de los encuentros: ¿Contará de nuevo con Mathieu y Gomes? ¿Volverá Jordi Alba a la titularidad? ¿Jugará Iniesta?¿3-4-3 o vuelva al 4-3-3?¿Roberto en el centro del campo o en la banda?

Sea lo que fuere, el Barcelona tiene que salir a por todas en los próximos tres encuentros. Tres choques que o los ganan o se acabará la temporada para los culés, dejando solo la Copa del Rey como partido homenaje para despedir a Luis Enrique y, quién sabe, a más de un jugador.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s