Un encuentro imposible

Un encuentro imposible

José Mourinho y Pep Guardiola, dos grandes entrenadores destinados a no verse en la final de Champions

 ÁNGEL MARTÍNEZ | @ajmm88

Barcelona - Inter Milan

Pep y Mou son dos enemigos íntimos que se han retado mutuamente, directa o indirectamente, en el último lustro. El catalán y el portugués han generado en los últimos años una ‘batalla’ mundial en los banquillos que ha llegado hasta los rincones más altos del panorama futbolístico.
El bueno de Guardiola, ganador de todo lo posible en apenas cinco años, y el ‘malo’ de Mourinho, conquistador de 20 títulos tras dejar el cuerpo técnico culé como ayudante de Louis Van Gaal. Precisamente a él, y tras eliminar a su ‘compi’ (Guardiola) durante cuatro años en Can Barça,  consiguió su segunda Copa de Europa (2010) en el Santiago Bernabéu. Un estadio que dividió a una afición durante tres temporadas, los años en el que el portugués permaneció como el mandamás del equipo blanco.
En su primer duelo (semis de Champions del 2010), el portugués salió vencedor y el catalán, resignado por la derrota, prometió a la grada del Camp Nou que volverían a conseguirla (en referencia a la Champions): “Os debemos una”, exclamó Guardiola en el Camp Nou tras conseguir la liga (su segunda liga) ante el Valladolid.
El ‘malo’ de Mourinho aterrizó en el Bernabéu como el profeta, como lo que es: “The Special One”, apodo que él mismo se impuso nada más llegar al Chelsea allá por 2004. El ‘elegido’ por Florentino para conseguir la ansiada Copa de Europa llegaba con una única misión: acabar con el Barcelona. Ganó, algo, pero ganó. Una Copa en 2011, una Liga en 2012, récord de puntos y de goles, y una Supercopa de España, todo al Barcelona eso sí. Tres años, tres títulos. Mucho para cualquier entrenador, poco para Mourinho.
El segundo duelo europeo entre Pep y Mou acabó con victoria para el primero. El catalán, que sufrió la eliminación por parte del ‘malo’ de Mou el año anterior, en 2011 se vengó y volvió a meterse en la final. Segundo año, segunda vez que el duelo entre Guardiola y Mourinho se resolvía en semifinales.
A la tercera, ¿la vencida? ¡Tampoco! Mou y Pep; Pep y Mou. El duelo imposible. En 2012 tampoco se vieron las caras en la finalísima. Curioso es que los equipos que ganaron a Mourinho y Guardiola, respectivamente, fueron los mismos que en 2014 han caído a manos de Real Madrid y Atlético de Madrid. En dicha temporada, el Chelsea, hoy entrenado por Mourinho, se midió al Barcelona de Pep.  Mientras tanto, el Bayern, hoy entrenado por Guardiola, se midió al Real Madrid, entonces entrenado por Mourinho.
Un rompecabezas que acabó en 2012 con Pep y Mou fuera de la final, igual que ha sucedido este año, pero con la diferencia que los equipos que entonces se clasificaron han visto la cara amarga de la eliminación dos años después y con los entrenadores que se quedaron a las puertas de la gloria y que, por caprichos del destino, han vuelto a quedarse con las ganas de jugar una final de la máxima competición continental.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s